26.7.06

La Alemania Nazi y el Israel de los Halcones


Algunos creen que la comparación es osada o irrespetuosa. En realidad no lo es, porque muchas cosas que vemos ahora lo pueden haber visto nuestros abuelos hace 50 años. Parece que el maltrato que los nazis inflingieron al pueblo judío se reflejara ahora en el comportamiento del estado de Israel, como aquel padre de familia que masacra a su hijo porque su padre hizo lo mismo con él. Todo un trauma psicológico a nivel estatal, como para añadir pruebas a la teoría del inconsciente colectivo. En fin, al grano.

Nosotros condenamos históricamente a los nazis porque:

1. Los nazis ocuparon otros países haciendo uso de la fuerza bruta como única legislación internacional.

Los israelíes también lo hacen. Pregúntenle a Siria (los altos del Golán) o Líbano (ver actuales acontecimientos). Ni hablar del estado palestino, ocupado y cercado desde 1948 por Israel.

2. Los nazis trataron a otros pueblos bajo términos de cruel segregación racial. Por esta actitud, el pueblo judío sufrió el Holocausto en los campos de concentración.

Los israelíes someten, maltratan y asesinan de manera sistemática al pueblo palestino. Se aseguran cada tiempo de demolerles suficientes casas y matarles suficientes niños como para asegurar el tenerlos irritados, al borde de la insanía y con ganas de venganza, y así hacerlos aparecer ante los medios occidentales como una "banda de fanáticos furiosos" ocultando el verdadero trasfondo del problema que es la ocupación israelí.

3. Los nazis creían que la raza germánica era la "Raza Superior" y el pueblo destinado a gobernar el mundo.

Los israelíes tienen consagrada como religión estatal una fe que les dice explícitamente que son el Pueblo Elegido por Dios, algo que a pesar de la históricamente proverbial sabiduría y educación del pueblo judío, la mayoría de los israelíes cree. Es que lo más fácil que uno se traga son los elogios, y más aún si los mando a escribir Yahvé.

El problema con estas dos visiones, la nazi y la sionista, es que cuando uno es la "Raza Superior" o el "Pueblo Elegido" se anula automáticamente el principio de igualdad de derechos de los seres humanos. Si uno es "superior" o "elegido por Dios" puede tomar ciertas prerrogativas con aquellos "seres inferiores" que no se puedan defender adecuadamente (polacos, rusos y judíos en el caso de la Alemania nazi ... libaneses, palestinos o cascos azules de la ONU en el caso de la Israel sionista). Con los "pueblos inferiores" que son demasiado lote para enfrentarlos, los puedes mantener a distancia (Comunidad Europea, China) o volverlos tus aliados incondicionales (EEUU).

4. Los nazis creían que su destino histórico era ocupar Europa y asegurar un buen hinterland para el desarrollo de la raza germánica.

Los israelíes creen que su destino histórico es ocupar la Tierra Prometida, no importa si otro pueblo lo habita, pueden ser filisteos antes o los árabes palestinos ahora. Eso se soluciona tocando las trompetas en Jericó ¿no es así?

5. La Alemania Nazi consagró a su estado con una organización militar estricta y jerárquica para asegurar la defensa de los intereses de la raza germánica.

Israel es un estado absolutamente militarizado, donde cada hombre y mujer es entrenado como soldado para asegurar la defensa de los intereses del Pueblo Elegido y de la Tierra Prometida.

Por último, la Alemania Nazi acabó sus días ocupada por las potencias aliadas, ya que era el principal escollo para la paz. Ahora el estado de la República Federal Alemana es próspero, pacífico y se lleva bien con los vecinos (en todas sus fronteras) a quienes alguna vez masacró e inavadió.

Si el Estado Israelí fuera ocupado por una misión de pacificación de la ONU, deberían obligarlos a instaurar un estado LAICO y pacífico, y volver a sus fronteras de 1948. Pero eso no va a pasar nunca, así que solamente podemos esperar un MILAGRO en este conflicto largo y sangriento. Estuvo a punto de suceder uno, con Isaac Rabin, pero la bala de un fundamentalista (y no precisamente árabe) acabó la vida de este gobernante israelí, dando paso a los halcones que actualmente dominan dicho país.

Reitero mi llamado a algún posible lector judío, a que anime a su comunidad a hacer un deslinde claro y fuerte de las actitudes del país que aspira, INDIGNAMENTE, a representar a un pueblo con tanta historia y grandes personajes. Yo sí creo que es posible un Estado Israelí en sus fronteras originales, colindante con un Estado Palestino independiente y en paz con sus vecinos(en todas sus fronteras). El problema es que la fecha de ese deseo cada vez se aleja más y más, hacia un futuro cada vez más distante.

5 comentarios:

Percy dijo...

Sólo una apreciación: me parece que sobre el tema de los "Altos del Golán" puede suscitarse una discusión ya que fueron invadidos después de la agresión que sufrió Israel dentro de todo el chongo que fue lo de la "Guerra de los Seis Días", un caso sui generis de lo que es un ataque preventivo y en el que uno de los responsables políticos fue Ytzjak Rabin, personaje por el que guardo una gran admiración por ser un tipo lúcido que supo ser halcón cuando debía de ser halcón y paloma cuando se tenía que ser paloma.

Por lo demás, nuevamente gracias por tus excelentes apreciaciones a los que nos tienes acostumbrados.

Roberto dijo...

En Octubre de 1937, cuando el ejército japonés se metía en la China, matando harta gente, y ante la indiferencia de las grandes potencias de entonces, Franklin D. Roosevelt -presidente de los yunaited por esas fechas- se mandó con un pedazo de discurso, conocido luego como "cuarentena a los agresores". Me permito citar un pequeño párrafo:
"La solidaridad e independiencia del mundo moderno, hacen imposble que ninguna nación se aisle completamente de los cataclismos económicos y polticos existentes en el resto del mundo, y, en especial, cuanto tales cataclismos parecen extenderse y no declinan. No puede haber estabilidad ni paz, dentro de las naciones o entre las naciones, sino aceptando todos los preceptos de las leyes y las normas morales...
Desgraciadamente, parece ser cierto que se está extendiendo por el mundo una epidemia de ilegalidad.
Cuando comienza a extenderse una enfermedad epidémica, la comunidad aprueba y conviene en la cuarentena de los pacientes con el fin de proteger la salud de los demas contra los progresos de la enfermedad".
Estas palabras cobran actualidad a la vista de los sucesos que con tanta lucides comentas... que pena que los gringos no sigan el ejemplo de ese gran tipo que fue Roosevelt.

Sir Faxx von Raven dijo...

excelente post.

Hache dijo...

Cierto pero...¿no va siendo ya hora de actualizar? :-p

Chio dijo...

Chévere el post, Andrés, como siempre. Has visto la peli "Paradise Now"?... está muy buena, chequéala antes que la saquen.